lunes, 13 de septiembre de 2010

Proyecto Caminando Juntos con los pueblos originarios

Proyecto Caminando Juntos con los pueblos originarios

En el año del Bicentenario de la Nación argentina



Fundamentación


Se propone tomar como eje central de los festejos por el Bicentenario, la elaboración de un proyecto de Nación, tomando algunos de los ejes temáticos.

Los pueblos originarios, son de alguna manera, padres de nuestra nación. No son los únicos quizás, pero si son los primeros. A través de 200 años, no hemos sabido aprovechar la cultura y los valores de nuestros padres originarios. Un Bicentenario, es el momento adecuado para no seguir perdiendo tiempo y dignidad en un parricidio cultural y étnico de nuestros antepasados. Rescatar los valores que nos enseñan es congruente con la dignidad que tienen los hijos. Su sentido de pertenencia a un pueblo, la relación armónica con la naturaleza, el respeto a los seres de los cuales se alimentan, etc, nos indican un interesante camino para recorrer junto con ellos. Ir repensando nuestra cultura, contaminada por ideologías como el capitalismo o el marxismo, por ejemplo, dialogando con personajes vivos hoy y presentes en nuestra sociedad, provenientes de las naciones originarias. Este caminar juntos pensando un bicentenario distinto, donde tengan cabida, dentro de la Nación Argentina y de la Nación Latinoamericana, otras naciones como las originarias, es un caminar maduro en donde se puede aprender unos de otros y reconocerse como un “nosotros”. Queda una discusión abierta sobre la posibilidad de SER una Nación compuesta por varias naciones. Es una mirada enriquecedora e integradora que debe reemplazar a la mirada que se tuvo en la conquista.

El caminar juntos implica dialogar y pensar cada tema de la cultura confrontando en un desafío maduro distintas cosmovisiones para enriquecer a la Nación. Así aprenderíamos a ser humanos, y así a ser argentinos enriquecidos por la riqueza vital de nuestros pueblos originarios. Aquí comenzamos un camino que puede durar todo lo que transite nuestra Nación.

En un profesorado en donde se forman los maestros, la cualidad de aprender y enseñar es clave para la misión propia. Ningún hijo debiera vivir sin recibir y practicar la enseñanza de los padres.

La visita de amigos y compadres del pueblo QOM, transita el camino hacia esta utopía: la posibilidad de ser un pueblo, siendo distintos. Es el amor bicentenario y en el caso de nuestros pueblos originarios, milenario, el que permite que en el transcurso del tiempo, lo que es distinto se parezca y crezca, formando una familia más sólida. El pueblo QOM (TOBA) dejará marcada su huella en el corazón del profesorado María Madre Nuestra y se multiplicará a través de los corazones de cientos de maestras que los recibirán con alegría. Así el río de la vida seguirá su curso y a lo largo de los siglos serán millones los pequeños ríos. Toda semilla sembrada tendrá la posibilidad de dar fruto.



Dios haga realidad esta utopía, que sigue el camino sencillo de todas las grandes utopías que han transformado a la humanidad, a través del trabajo silencioso de millones de seres que son los que construyen la verdadera historia.



Profesor Julio Daniel Nardini, en ocasión del Bicentenario y de la visita de una comunidad toba al profesorado María Madre Nuestra, dirigido a todo argentino o latinoamericano de buena voluntad que quiera transitar este camino.






Follow leonidascon300 on TwitterCompartir en Facebook con mis amigosCompartirHAGA CLICK EN ETIQUETA Y VERÁ TODAS LAS ENTRADAS RELACIONADAS CON EL TEMA.